De fiesta

De fiesta

A ritmo de cumbia, salsa y guaracha, los locatarios del Mercado de Flores y Hortalizas de la Central de Abasto celebraron un cuarto de siglo de servir a millones de personas, siempre con los mejores precios y la calidad de los productos de la madre tierra.                                                                                                                  

 

Texto y fotos: José Lira

Sin dejar de trabajar, miles de diableemos, carretilleros, mecapaleros, choferes, vendedores, clientes y curiosos festejaron el 25 aniversario de la fundación del Mercado de Flores y Hortalizas en la Central de Abasto, la más grande de América Latina y que comercializa cada día 30 mil toneladas de productos, de los cuales, 80 por ciento se consumen en el Distrito Federal.

Desde la madrugada y durante todo el día, las miles de personas que ofrecen verduras, flores, follaje y fruta —entre otros productos— bailaron, cantaron, comieron y bebieron para relajar el cuerpo y compartir con sus numerosos clientes —durante los 365 días del año— el orgullo de proveer de alimentos y ornato a millones de hogares y cientos de restaurantes, albergues, hospitales, centros de trabajo y otros espacios.

En el Mercado de Frutas y Hortalizas de la Central de Abasto más de tres mil personas comercializan sus productos provenientes de los estados de México, Puebla, Hidalgo, Morelos y el Distrito Federal.

Para comodidad de los clientes, el mercado —con una extensión de 16 hectáreas— tiene un horario de atención de cuatro de la mañana a seis de la tarde los siete días de la semana. Las instalaciones cuentan con vigilancia y cámaras de seguridad.

Por si fuera poco, ofrece las Noches de Plaza todos los domingos, martes y jueves a partir de las 10 de la noche con grandes ofertas y descuentos.

Para recordar que hace un cuarto de siglo, precisamente un 15 de agosto de 1988, se inauguró ese mercado, los locatarios y las autoridades de la Central de Abasto organizaron un amplio programa musical con la participación de bandas gruperas y conjuntos de salsa, cumbia, merengue y bachata.

Más de 10 carpas gigantes, distribuidas a lo largo y ancho del Mercado de Flores y Verduras, fueron el escenario para que músicos y cantantes deleitaran a los bailadores, quienes aplaudieron los acordes de la orquesta Guaraná,  el grupo Chavos y la banda Laos, entre muchos otros.

También irrumpieron entre los puestos de tomate, papa, nopales, lechuga, flor de calabaza, ajo y cebolla, los sonideros Polimarch, La Changa, Nuevo Amanecer y Sónico.

Buenas noticias

En medio de la fiesta, el director administrativo de la Central de Abasto, Julio César Serna Chávez, anunció el rescate y reordenación de todo el conjunto, a través de la reencarpetación de las vitalidades, el cambio de pisos y andenes, la modernización de las luminarias, el incremento de cámaras de seguridad, la credencialización de 12 mil 880 carretilleros, el retiro de seis mil 500 vendedores ambulantes y la reubicación de tres mil más.

Serna Chávez informó que se invertirán 800 mil millones de pesos, de los cuales 85 millones entregará el Gobierno del Distrito Federal y el resto a través de un autofinanciamiento de la Central de Abasto.

 

No Comments

Post A Comment

Pin It on Pinterest