El Papa oró a solas con “La Morenita del Tepeyac”

El Papa oró a solas con “La Morenita del Tepeyac”

 
Un mensaje de esperanza a jóvenes y padres e familia que han perdido a sus hijos producto de la violencia, envió el Papa Francisco al oficiar su primera eucaristía en la Basílica de Guadalupe. 
Durante la homilía, el pontífice oró por “tantos padres y abuelos que han visto arrebatar criminalmente a sus hijos”.
Altar para el Papa copy
Teniendo como testigo la imagen de la Virgen de Guadalupe, a quien le denomina “La Morenita del Tepeyac”, así como a cientos de asistentes, el Sumo Pontífice se refirió a todas aquellas personas que no encuentran su lugar en el mundo, de los jóvenes expuestos a diversas situaciones dolorosas, de los ancianos sin reconocimiento y “olvidados en tantos rincones”
“El santuario de Dios es el rostro de tantos que salen a nuestro camino”, dijo.
El vicario de Cristo invitó a los asistentes a la misa, y a todos los mexicanos que siguen sus mensajes, a mirar a su alrededor y tratar de hacer el bien en su comunidad y a toda la gente.
“Hay situaciones que nos hacen pensar que no hay esperanza para la transformación ni el cambio”, expresó el Papa Francisco, quien agregó: “Dios carga con nosotros las cruces para no quedar aplastados por nuestros dolores”.
Papa en Garibaldi4
Al concluir la misa, el Papa Francisco vio cumplido su “deseo más íntimo” de orar solo y en silencio  frente a la imagen de la virgen de Guadalupe. En la sala llamada “Camarín de la Virgen, que se localiza detrás del altar principal de la Basílica, colocó flores de color amarillo que entregó simbólicamente a “La Morenita”,  junto con una corona de oro y plata bendita, regalo que por primera vez hace un Papa.

Promotores del Papa

Este “encuentro” privado entre ambos duró aproximadamente 25 minutos, luego de que la imagen fuera deslizada de su sitio original al “Camarín de la Virgen”. 
No Comments

Post A Comment

Pin It on Pinterest