Su majestad, el tamal

Su majestad, el tamal

Siempre sobran motivos para comerse unos ricos tamales: bautizos, Día de la Candelaria, Día de muertos, en el desayuno, la oficina, pues son tan cotidianos que muy pocas veces la gente se pregunta por su origen.

tamal6

El tamal (del náhuatl tamalli, que significa envuelto) es un nombre genérico dado a varios platos americanos de origen indígena preparado generalmente con masa de maíz cocida envuelta en hojas de la mazorca o de la misma planta de maíz, plátano, bijao, maguey, aguacate o incluso papel aluminio o plástico. Pueden llevar o no relleno, el cual puede contener carne, vegetales, chile, frutas, salsa, etc. Además, pueden ser con sabor dulce o salado.

tamal7El famoso envoltorio tiene su origen en el maíz, entre las distintas culturas de Mesoamérica, previo a la llegada de los españoles. Nació de la idea de envolver la comida en una forma muy primitiva utilizando en primer instancia la mano humana como plato, posteriormente se utilizaron hojas de la naturaleza.

Hasta la fecha nadie ha establecido una edad decisiva para el maíz, aunque se calcula que se aproxima a los cuatro mil años. Ya domesticado y perfectamente adaptado, se usó de manera variada para hacer tortillas entre los aztecas, hasta tamales y bebidas fermentadas.

tamal5Su origen ha sido disputado por varios países de América. No se han obtenido pruebas suficientes para atribuirlos a alguna cultura o país en particular. Diversas variedades de tamales han sido desarrolladas en casi todos los países del continente americano, especialmente en México, Perú, Argentina, Chile, Bolivia, los países de Centroamérica, y otros países de América donde el maíz tiene preponderancia en la dieta.

Especialistas han encontrado evidencia de que las culturas predominantes en México llevaron no sólo al maíz a otras culturas y regiones, también llevaron consigo platillos y formas de cocinar el maíz.  Siendo el tamal un método sencillo de cocción del maíz, es posible pensar que fue inventado en la región origen del maíz, es decir México, y de ahí llevado a otras culturas y regiones. Sin embargo, el intercambio cultural también pudo haber traído al tamal de otra región a México.tamal2

En 1989, durante una jornada de conferencias organizadas por la tamalóloga Beatriz Ramírez Woolrich, se llegó a la conclusión de que es posible ubicar unas 500 recetas a base de tamales en todo el país, que derivan en unas tres mil o cuatro mil preparaciones, según costumbres familiares.

tamal8

En el libro de crónicas titulado Historia General de las cosas de Nueva España, de Fray Bernardino de Sahagún (1500-1590), además de datos importantes sobre la cultura azteca: teología, lengua, astrología, etc, aparece también la narración de costumbres y hábitos.

Es el caso de la alimentación azteca, donde el autor señala la gran variedad de tamales (del náhuatl tamalli) que se vendían en los mercados y su uso en las ceremonias como el Huey Tecuilhuitl (traducido como “Gran fiesta de los señores”), donde las mujeres desde la noche anterior preparaban los tamales para honrar a sus dioses.

tamal3

El tamal más grande de México es El zacahuil y es uno de los platillos más típicos de la Huasteca veracruzana. Con la llegada de las perforaciones petroleras, el zacahuil se mandaba a hacer para fiestas multitudinarias y que si originalmente era grande, eso hizo que se volviera monumental.

tamal4

Entre los mitos que destacan en cuanto a la elaboración del tamal y que han pasado de generación en generación, está: nunca debe haber un niño llorando durante la cocción y las mujeres tristes o enojadas no se deben involucrar en la preparación.

Texto: Rubén Arizmendi

Foto: Carolina Valdivia

No Comments

Post A Comment

Pin It on Pinterest